Reproducir vídeo

Zeppelin LZ127 ¿El Bambino alemán?

¿Puede Zeppelin competir con Orient? Zeppelin – LZ127

¡Hey! ¿Qué tal?, bienvenido a Atrapando el Tiempo. Mi nombre es Pablo y hoy voy a reseñar el segundo reloj alemán de mi colección, este Zeppelin LZ-127. Un reloj que podría ser un buen rival para el Orient Bambino, ¿o no?.

Digo que es el segundo alemán de mi colección y digo bien, como podéis ver en el dial presume de “made in germany”, pero si ya en el primero pasaba que siendo alemán tenía corazón chino, mi NBY aviador que lleva un calibre y Seagull, a éste le pasa tres cuartos de lo mismo, en vez de calibre chino, es japonés. Un Miyota 821- A de 21 rubíes.

¿Un reloj made in Germany?

La pregunta que me hago es si se puede decir con propiedad que es un reloj alemán o tal vez habría que decir que es un reloj hecho en Alemania. Es lo mismo, pero creo que hay un matiz ahí, no sé, no lo tengo muy claro esto.

Hecha esta aclaración y antes de meterme en faena quería, una vez más, daros las gracias a todos.

Zeppelin LZ127

Empezamos ya con la reseña de este Zeppelin LZ-127 del que decía en el título del vídeo, si podría tratarse de un rival para el Orient Bambino pero llegado de Alemania. Vamos a verlo.

Orient Bambino vs Zeppelin

De entrada, si no reparas en los detalles, la apariencia general es muy similar, en el sentido de ser un reloj formal de un tamaño parecido y parecidas prestaciones. Ambos son automáticos y permiten el remonte manual y la parada del segundero. También comparten el estilo de diseño, ya que, ambos son relojes de un aspecto clásico y yo diría que imperecedero. También coinciden en el precio, ambos se encuentran por más o menos 200 – 250 euros. Hay que decir que el precio oficial del Orient es superior, pero lo cierto es que abunda su oferta en torno a estos costes. Así pues, el punto de partida creo que es en igualdad de condiciones, pero ahora vamos a ver en detalle al alemán.

Características principales del Zeppelin LZ127

Es un reloj automático de tres manecillas y fechador. Empezando por la carátula debo decir que me resultó un tanto decepcionante, más que nada porque es muy aparente, en la distancia se ve muy bonita, pero cuando te acercas te pasa como con algunos Casio, que ves que los materiales empleados son eso, aparentes y bien aprovechados, pero de una calidad decepcionante.

Índices de los minutos, segundos y horas

Los índices de las horas, creo que son pintados, pero como tienen un poco de relieve y son dorados, aparentan ser aplicados, pero no lo son. Puede que este diseño haya sido buscado por la marca para que recuerde más a un reloj vintage, de los años 50 o 60 del siglo pasado, no lo sé. Lo cierto es que siendo bonito y muy aparente, notas que no tiene la calidad de materiales de Orient. Los índices de los minutos van pintados en la parte más externa del dial, tienen forma de barra y cada cinco minutos números arábigos pequeños y pintados en negro.

Las horas, como dije, son también arábigos pero ya de mayor tamaño y color dorado, salvo a las tres, donde encontramos un fechador, tan alejado de la caja que casi no hubiese hecho falta que eliminara en el número. Aunque, tampoco me parece mal que lo hayan quitado, es solo que queda un poco raro tanto hueco hasta la ventana del fechador, que es cuadrada, no muy grande y que está enmarcada en una raya negra pintada.

Leyendas del dial / esfera

Debajo de las doce vemos el gran logo de Zeppelin y debajo el nombre de la marca. Encima de las 6 las leyendas “automátic” y “LZ-127” que es el nombre del reloj. A ambos lados del 6 vemos el “Made in Germany”.

Manecillas

Las manecillas tienen forma romboidal, más estrecha y larga la minutera y más ancha y corta la horaria. Son doradas aunque llevan pintura negra de relleno. Acaban en el centro al revés que la tratadora que luce un gran contrapeso.

Al revés que pasa con Casio, las manecillas no ayudan a que el conjunto se perciba mejor, se ven de un acabado un tanto basto, me recuerdan a mi Poveda ucraniano de stock antiguo y eso me hace pensar de nuevo si no será algo buscado para darle ese toque de reloj vintage, si lo miras así está muy conseguido, pues es lo que parece tal cual, un reloj de hace 60 años.

Cristal del reloj

El cristal es mineral y ligeramente abovedado, pero ahí en cambio no han conseguido ese efecto antiguo. No parece para nada esos relojes que llevaban plexiglás que solían tener gran domo y un efecto lupa cerca del bisel, que deformaba los índices y los números. Este quiere parecer eso y, bueno, se agradece que no sea completamente liso, pero no da ese aspecto antiguo que sí tiene el Bambino, por ejemplo.

Caja

La caja de acero es pulida por todas partes, en el centro forma un gran labio que la recorre en todo su contorno. También las asas son pulidas y presentan una hendidura en su parte superior. La corona también es acabada a espejo y tiene forma convexa. Se agarra fácil y presenta dos posiciones, la primera para la fecha y la segunda con parada del segundero para la hora.

Tapa

La tapa como podéis ver sí es cepillada, tiene una gran ventana que muestra su movimiento, que es como dije antes un Miyota 821-A de los nuevos. Digo esto porque este mismo calibre lo hay en una versión que no permite la parada del segundero.

Su aspecto, la verdad, es que es muy chulo con esa cote de Geneve y ese rotor tan esqueletado que, además, tiene una particularidad. Como sólo gira en una dirección y además parece que gana energía él sólo, mirad la cantidad de vueltas que da con un leve movimiento, eso tiene una consecuencia que es que cuando agarra ese impulso, notas en la muñeca la vibración que produce este tipo de rotor unidireccional.

Hay a quien no le gusta esa sensación, por ejemplo a mi hijo Alex y hay a quien no le importa, por ejemplo a mí. Me gustan los “defectos” que hacen que note a mis relojes, que haga ruido la corona, que vibre, que lo escuché si me lo acercó al oído, cualquier cosa que haga parecer que están vivos o que tienen personalidad propia.

En la parte metálica de la tapa podemos ver grabadas las referencias y leyendas del reloj como que es sumergible a 50 metros, vaya, que apenas aguanta un poco más que la lluvia, que es de acero inoxidable y que está hecho en Alemania.

Correa

La correa es de piel marrón, con el clásico patrón de imitación cocodrilo. Lleva un pespunte blanco y se siente de bastante buena calidad y además le pega bien al reloj. La hebilla es de acero pulido y en el lateral podemos ver el isotipo de Zeppelin.

Apariencia general. Zeppelin LZ127

Es un reloj muy chulo, muy aparente, con un aspecto retro vintage muy atractivo, pero en conjunto bastante lejos de poder hacerle la competencia al Orient Bambino.

Tal vez eso puede ser porque estoy comparando un reloj, en teoría cuatrocientos euros, con uno de menos de trescientos, pero yo no tengo la culpa de que el mercado los ofrezca el mismo precio.

El porqué, no lo sé, porque nos es tan fácil encontrar Orient a mitad de un precio oficial es un misterio que se escapa a mi comprensión, pero lo cierto es que es un hecho que encuentras casi cualquier bambino por lo que cuesta este Zeppelin, entre 200 y 250 euros. Así pues, hay un claro ganador en ésta, que no fue una pelea justa, pues uno de los rivales está en un nivel superior. Claro que eso no desmerece esta pieza, que quizás sea más equilibrada en lo que ofrece por el precio, pero claro, compite con Orient que te da mucho más de lo que cuesta.

Y ya nada más por hoy, esperamos que te haya gustado la reseña y si es así comenta, comparte y suscríbete a nuestro canal de YouTube muchas gracias como siempre por estar ahí y nos vemos si quieres en el siguiente vídeo.

Un saludo del equipo y hasta pronto!!

Consigue un Zeppelin LZ127 en Amazon

0 0 votos
Valora esta reseña
Suscríbase
Notifícame cuando
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Últimas reseñas de relojes

Vídeo reseña del nuevo Orient Mako de 40mm - Atrapando el Tiempo

Nuevo Orient Mako 40mm

Nuevo Orient Mako 40 mm. No lo compres ¡Todavía! ¡Hey! ¿Qué tal? Bienvenido a Atrapando el Tiempo soy Pablo y hoy te voy a presentar

Leer más »
Citizen Tsuyosa - Reloj automático de Citizen - Review de Atrapando el Tiempo

Citizen Tsuyosa. SERÁ UN ICONO

Un reloj analógico con tres manecillas y fechador. Su precio oficial es de 295 euros en Europa pero es relativamente fácil encontrarlo alrededor de 250 o incluso menos en Amazon.

Leer más »